"Cuando se puede elegir, es obligado acertar."
"When you can choose, you must be right."

Le ayudamos a elegir su futuro profesional

Nuestro Departamento de Orientación ayuda a nuestros alumnos y alumnas a encaminar su futuro profesional, teniendo en cuenta sus preferencias y sus aptitudes. Gracias a que a la mayoría les conocemos desde la Escuela Infantil, y a las entrevistas individuales y personalizadas, les ofrecemos asesoramiento y consejo.

Elegir su futuro profesional.

Llega un momento en la etapa escolar en que el alumno debe comenzar a decidir las materias optativas orientadas a su futuro profesional. En una etapa, la adolescencia, en la que están forjando su identidad, estas decisiones en ocasiones son complicadas. Desde nuestro Departamento de Orientación, le ayudamos a encaminar esta elección.

¿Es habitual que los adolescentes tengan una clara vocación o, por el contrario, que varíen de deseos y objetivos al elegir su futuro profesional? 

Es tan habitual una situación como la otra. Lo más normal es que a estas edades opten ya por una determinada rama de conocimiento. Es decir, se inclinan por las ingenierías, por carreras sanitarias, etc… Pero no suelen tener decidido de forma clara qué carrera dentro de ese área cursar. En muchas ocasiones esto sucede por desconocimiento de las carreras que conforman el área al que quieren dirigir sus estudios.

Ocurre que muchas veces eligen por filiación: determinan su vocación en función de la tendencia familiar: padres/madres abogados, periodistas, médicos… Pero esto no siempre se corresponde con los gustos propios, aunque no son conscientes de ello. ¿Cómo les ayudamos si no saben qué estudiar? Existen casos de alumnos que no expresan directamente una preferencia. Son aquellos a los que parece que nada les llama la atención. En estas circunstancias, les realizamos pruebas psicométricas de intereses vocacionales. Es en estas pruebas donde suele salir a la luz sus ámbitos de interés.

 

A la hora de elegir qué estudiar, ¿debe pesar más las aptitudes o las preferencias?

Ambas, puesto que se trata de encontrar el equilibrio. Yo no les aconsejo aparcar sus preferencias guiándose solamente por las aptitudes. Tener facilidad o ser muy bueno en algún aspecto cognitivo no implica que ese cometido le satisfaga. Un alumno sobresaliente en Matemáticas puede decantarse por estudios artísticos porque es lo que le llena y le hace feliz.

Tener facilidad o ser muy bueno en algún aspecto cognitivo no implica que ese cometido le satisfaga. Un alumno sobresaliente en Matemáticas puede decantarse por estudios artísticos porque es lo que le llena y le hace feliz.

El único caso donde es conveniente anteponer la aptitud a las preferencias es cuando la capacidad en la habilidad requerida para su preferencia es muy baja. Por ejemplo, en el caso de un alumno con nulas habilidades deportivas que manifiesta su interés por formarse en estudios deportivos. Pero aún así, en estos casos se opta por redirigirlos hacia estudios del sector que les satisface y que requieren menos habilidad.

En el caso anterior, si el alumno dispone de una buena capacidad verbal y comunicativa, ¿porqué no decantarse por periodismo deportivo? De este modo estarían trabajando en el ámbito de su preferencia y aprovechando a la vez su destreza cognitiva verbal. Otra opción se presenta cuando la aptitud es media, pero la preferencia exige una aptitud máxima. En ese caso les recomendamos entrenar la aptitud requerida: un esfuerzo mayor para desarrollar una aptitud en concreto se verá recompensado con la consecución del futuro profesional elegido.

 

Profesiones de moda, impulsos, amigos… 

Es cierto que siempre hay profesiones de moda: los alumnos eligen su futuro porque se dejan llevar por modas, series de TV, etc. Por ejemplo, cuando comenzó la serie CSI aumentó la demanda de alumnos que querían dedicarse a la ciencia forense y a la criminología. Desde el Departamento de Orientación nuestra labor también es  explicarles con claridad la realidad del desempeño profesional de los diferentes estudios, y fomentar  la autonomía e independencia a la hora de elegir con la mayor información posible.


Elegir su futuro profesional ¿Y si no tienen clara su vocación?

Ahí entra en juego el conocimiento que tenemos de cada alumno por los años que lleva estudiando en el colegio. Disponemos de la información proporcionada por el profesorado y familia. Y también tenemos los resultados obtenidos a través de las pruebas psicométricas. Todo ello proporciona información muy valiosa para establecer un perfil vocacional y aptitudinal y así poderles enfocar en una u otra dirección.

 

 

  • Se evalúan aptitudes a través del estudio del perfil cognitivo, es decir sus área fuertes y débiles.
  • Se evalúan también actitudes, es decir, esfuerzo que estoy dispuesto a realizar, hábitos y técnicas de estudio y preferencias profesionales. Esto es: estudio de actividades donde se encuentra más cómodo, intereses a todos los niveles que puedan informar de aquellas ocupaciones que pueden interesarles más, etc.

 

A partir de este trabajo realizamos entrevistas individuales y personalizadas de asesoramiento, consejo e información. Por norma general salen de este proceso con las ideas bastante claras. Siempre hay que tener en cuenta que son adolescentes.

A partir de este trabajo realizamos entrevistas individuales y personalizadas de asesoramiento, consejo e información.

Pueden darse cambios durante el camino a la elección motivados por experiencias nuevas que han vivido, personajes que han conocido, etc.. Pero la información proporcionada les ayuda a, llegado ese caso, tener la capacidad de informarse del modo correcto.

 

El papel de la familia en el proceso de elección 

Los padres deben implicarse siempre, pero acompañando a su hijo/a en este camino y nunca imponiendo. Si partimos de la base de que los padres son los que asumen generalmente el coste económico de esos estudios, ya hay una razón para que deban intervenir en el proceso.

Como personas adultas responsables de la crianza de los hijos deben también expresar su opinión sobre la conveniencia o no de la opción elegida. Pero deben tener cuidado de no imponer criterios que, en la mayoría de los casos, lleva al abandono temprano de la opción impuesta con la pérdida de tiempo que ello supone.

 

Ana García-Trevijano Medina

Orientadora E.S.O.

Colegio Alkor

Copyright © 2020 - Colegio Alkor
X